Gestion instalaciones deportivas

Eres miembro Entrar separador Nuevo Registrarse
Síguenos Twitter Facebook Google plus LinkedIn

LA CERTIFICACIÓN COMO PARTE DE LA ESTRATEGIA DE CRECIMIENTO Y DIFERENCIACIÓN DE UN CLUB DE FITNESS

21 de febrero de 2007

El gerente tendrá que utilizar la certificación como una herramienta que le ayude a mejorar la gestión de su club desde el punto de vista de la calidad, el medioambiente y la seguridad. Actualmente, en España existen alrededor de 15 organizaciones, españolas y extranjeras, que están reconocidas por el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio. Lo primero que hay que saber es qué empresas pueden certificar en España. Actualmente, en el panorama nacional, existen alrededor de 15 organizaciones, españolas y extranjeras, que están reconocidas por el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio (a través de la Entidad Nacional de Acreditación) para llevar a cabo labores de certificación de calidad y medioambiente. Estas compañías tienen la responsabilidad de demostrar, de forma continuada, su competencia técnica en los sectores en los que ofrecen sus servicios, su independencia total con respecto a las empresas que han de certificar y su imparcialidad en cuanto a la toma de decisiones.¿En qué consiste la certificación? Para definir este concepto de manera sencilla, se puede decir que una organización de certificación realiza una auditoria externa al sistema de gestión de calidad, del medioambiente y de la seguridad del centro. Si el resultado de esa auditoria es positivo, emite un certificado de reconocimiento. Cada año se ha de pasar por una auditoría de seguimiento del mismo organismo para verificar que las condiciones iniciales se siguen cumpliendo. Concretamente, la auditoria de certificación, cuya duración puede variar de uno a varios días, es el reconocimiento formal y final de un proceso de trabajo interno del centro (documentación de sus procesos, formación de personal, etc.) que se alarga durante varios meses. Pero también es el pistoletazo de salida que llevará a un proceso de mejora continua en la gestión del club y que estará en sintonía con la evolución que el mercado exige para que la instalación deportiva sea más competitiva.Algunas de las razones por las que los empresarios del sector del fitness y wellness se implican cada vez más en la certificación de los sistemas de gestión de sus centros, son: El número de usuarios de centros deportivos aumenta, al igual que el conjunto de clubes existentes en España. Además, el perfil general de los usuarios de centros deportivos es actualmente bastante amplio. Según un estudio de mercado sobre centros deportivos, realizado por la Secretaría de Estado de Economía y la Asociación Madrileña de Empresarios, los clientes ven la asistencia a estos centros también como una forma de de ocio en la que buscan relacionarse con otras personas, a la vez que mantienen un programa de mejoramiento físico. En pocas palabras, el usuario tiene cada vez mayores opciones para elegir y seleccionar un determinado club teniendo en cuenta el trato, la atención, la seguridad o la imagen del centro.Aquí es donde la certificación adquiere protagonismo. Los usuarios pueden identificar a las empresas certificadas y percibirlas como compañías de calidad Lograr la certificación no es una tarea sencilla. Muchas empresas se quedan en el camino pues, sin duda, requiere trabajo y constancia por parte de los trabajadores y gestores del centro. El gerente tendrá que utilizar la certificación como una herramienta que le ayude a mejorar la gestión de su club desde el punto de vista de la calidad, el medioambiente y la seguridad. Pero también le servirá como un instrumento de marketing y como un elemento de ayuda para cumplir la legislación en materia de seguridad y medioambiente. Finalmente, hay que destacar que el incremento de la competencia en el sector, el mayor conocimiento e información de los usuarios, la necesaria identificación y participación de los trabajadores en sus empresas y las ventajas que ofrece la administración son argumentos relevantes para que los directores de clubes de fitness o centros de wellness decidan iniciar un camino duro y complicado, como es el proceso de certificación, pero necesario para poder afrontar todos los retos que el futuro les plantea.

Fuente: www.bodylifespain.com

Publicado por:

SPDG Managers